¿Por qué tenemos miedo a los reptiles y anfibios?

Por Iván Benítez

Nora Celeste Frank dialogó esta mañana con el programa Sin Aportes y explicó cómo surgió el Proyecto Ñacaniná, una reciente asociación civil en la ciudad de Corrientes, que tiene el propósito de promover la conservación de la fauna reptil y anfibia autóctona.

“Me da vergüenza ajena que seamos la segunda provincia con la mayor cantidad de herpetofauna y que no se haya hecho nada hasta el momento”, dijo la proteccionista y comparó las acciones políticas de esta provincia con las de Misiones.

El Proyecto Ñacaniná fue parte de algunas controversias con el Centro de Conservación Aguará, con respecto al rescate de la fauna silvestre en el casco urbano de Corrientes. Es por esto que en las últimas semanas iniciaron reuniones con funcionarios para conseguir un permiso especial, con el propósito de contribuir con las instituciones oficiales y para la educación sobre reptiles y anfibios.

“Vi que nadie los defendía, que todos hablaban mal, que las películas hacían exageraciones, fue un conjunto de todo esto que me llevó a luchar por ellos”, indicó la herpetóloga sobre los principios de su interés por los reptiles.

Primitivos

“Los tres miedos en general que tenemos son la musofobia (que es el miedo a las ratas), la aracnofobia (el miedo a las arañas) y la ofidiofobia o herpetofobia (que es el miedo irracional a los reptiles y anfibios), así como el miedo a la oscuridad y las alturas. Al toparnos con algunos de estos animales lo primero que se conecta en nuestra amígdala es el instinto de supervivencia, porque representaban un peligro para nosotros”, explicó Nora.

“En ves de ir evolucionando con el tiempo, se fue creando mitos… Nunca veo un libro contando una buena historia sobre estos animales”.

“Cuando empezamos a saber de dónde vienen los miedos y por qué, no solo evolucionamos como seres humanos sino que también tenemos otra empatía con los seres vivos”, enfatizó la herpetóloga.

Escuchá la entrevista completa:

 

9 Shares:
Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

You May Also Like