Leandro N. Alem, un pueblo cómplice de un acosador.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Por Luz Flores

Para Las Lisas

Las Lisas habló con Sonia Tavarez, vive en Leandro N. Alem, un pueblo de Misiones, cerquita de la capital Posadas y es victima de acoso y violencia de género.

Sonia contó su experiencia, la cantidad de denuncias que hizo y sigue haciendo, la cantidad de veces que activo su botón antipánico solo para recibir una llamada y muy poca asistencia. Sonia comparte su historia para vos, que estas del otro lado, si conoces a alguien que esté viviendo la misma situación, si estas viviendo la misma situación, puedas estar atente a lo que sucede y sobre todo también ver como son los procesos judiciales en estos casos que son muy lapsos, son muy sutiles, y la verdad no tienen la pena que debería tener.

 

Hola Sonia ¿Cómo estás? Estamos muy ansiosxs, muy expectantes por escuchar tu testimonio. Como quieras empezar a relatarnos la situación que viviste, nosotres te escuchamos.
– Okey, okey. Bueno yo pasé por un proceso de violencia, también de amenazas, de extorsión, de parte de mi ex-novio. Salimos un tiempo, aparentaba todo bien, todo tranqui, y después bueno, empezó con sus exigencias, prohibiéndome un montón de cosas, desde a ropa: ese es un punto principal que tendrían que tener las mujeres, sobre el tema de cuando empieza a decir “no te pongas eso, no te pongas lo otro”, es una forma de manipulación, ahí empieza.

– Y una vez que empezó esta situación digamos, cómo es que culminó todo en la denuncia que radicaste contra esta persona, en qué momento tuviste, digamos que ahora estas con botón de pánico, tuviste que poner cámaras en tu casa, cómo es que vos te transformaste en víctima de una situación tan grave que en lugar de poder andar libremente vos, sin tener ningún tipo de restricción, tenes que ser vos la que se está cuidando de un violento, de un psicópata.

– Exactamente. Bueno, empezamos con el tema de… él me empezó a amenazar por WhatsApp, yo agarré y le bloqueé. Siguió por Messenger, que decía que tenía vídeos que grabó sin que yo sepa, y fotos, donde yo estaba acostada, desnuda, durmiendo. Nunca supe que él lo tenía, y me empezó a amenazar con eso. Me decía que, si yo no iba a tal hora a su casa, él iba a subir en redes sociales. Siempre me decía lo mismo. Hasta que… viví mas o menos 3 meses esa extorsión, y me decía todo el tiempo lo mismo, si no iba a su casa iba a subir, me amenazaba, y como yo soy una persona que vivo trabajando, o sea acá soy reconocida, tenía miedo por eso. Llegó un momento en que vino a casa, como a eso de las 9 o 10 de la noche, y me dijo “si no vas hasta las 23 hs lo haré”. Yo lo miré y le dije “sabes que, ya me cansé, hace lo que vos quieras, pero después aguántate las consecuencias, yo nunca te fallé para que me hagas eso”. Entonces me dijo “bueno, te espero, si no venís ya sabes lo que va a pasar”.
Al rato me fui e hice una exposición de la amenaza, al rato me avisa un compañero de trabajo, me dice “Sonia, ¿viste lo que hizo esta persona? Subió la foto, en un grupo de peña. Bueno, ahí directamente me fui a radicar la denuncia, empezaron a buscarlo todo, después vinieron, no tengo quejas con la policía porque estuvo ahí presente. Obvio que él niega todo, pero si vino, me amenazó de muerte con un revolver, todo, con mi hija también, fue victima de violencia, o sea de amenazas. Hasta que la policía vino y puso custodia, fueron dos semanas con custodia hasta que lo atraparon al señor este. Entonces, cuando tuve la custodia, todo tranqui, me acompañaron a todos lados, tuve que dejar mi trabajo, poner otra instructora para que me cubra, porque tenía que seguir trabajando, no puedo parar la empresa por algo así. Yo no estaba en condiciones de salir a la calle porque me quedé muy mal, porque todo el tiempo como te decía me amenazó, vi lo que subió. O sea, no tenía vergüenza porque yo no hice nada malo… bueno, hasta que lo atraparon. Julio Cesar Amaral se llama, estuvo preso doce a trece días y salió, de vuelta, presentó la excarcelación y salió. Lo que yo no estoy de acuerdo porque presenté 30 audios de amenazas a la jueza, y él salió libre. Anda por las calles, sigue molestándome, yo sigo radicando denuncias, él sigue molestándome lo mismo. Y bueno, ahí está. A lo que yo voy es que las chicas, mi consejo es que no tengan miedo, no pueden vivir amenazadas, tienen que levantar la cabeza y seguir adelante. Porque como yo digo, un tropezón no es una derrota, así que tendría que fijarse adelante e ir luchando día a día.

– Recordamos a la audiencia que vos Sonia, sos dueña de una autoescuela en la ciudad de Alem y estas todo el tiempo, enseñando a tus alumnos. Esta situación que vos relataste hace un ratito, cuando él llega con un arma y te apunta a vos y a tu hija ¿Cómo superaron eso? ¿Cómo saliste delante de algo tan violento cómo es eso?, ¿qué nos podés contar digamos?
– Ayuda de la psicóloga, estuve en la dirección de la mujer, de la municipalidad estuvieron acá. Estuvieron conteniendo a mi y a mi hija, yo hasta ahora estoy yendo a la psicóloga porque la verdad fue bastante aterradora, en el sentido, más cuando toca al hijo de uno. Uno dice bueno, uno se defiende, pero a mi hija, tiene 10 añitos recién. Eso, creo yo, se supera con el tiempo, se va superando de a poco, con ayuda psicológica, bueno nosotros hablamos mucho, le decimos que no va a pasar nada, eso, y ella esta superando. Pero fueron momentos bastante duros, y como te dije, ahí en el momento radiqué la denuncia como corresponde viste, por mas que me amenazó bueno fui e hice lo que tenía que hacer, porque no podemos vivir bajo amenaza. Tenemos que dar el paso, y que se haga justicia, aunque la justicia es medio lenta. Porque la verdad, con todo lo que presenté, encuentro raro que siga fuera. Porque presenté evidencias, fotos, todo presenté de las amenazas.

-Presentaste audios, vídeos, también tengo entendido que se le hizo una pericia en la capital, nos podés contar cuál fue el resultado.
– Según me dijeron salió como psicópata, la verdad es que yo no fui a hablar directamente pero cuando le soltaron le hablé acá a la policía y me dijeron que… salió como psicópata sexual. Y fue libre, en libertad. Lo que si me comentaron es que el teléfono de él fue a pericia para ver de donde salió, porque dice que él no subió ese video. Y no es así, porque todos los audios y lo que yo realmente tenía decía que me amenazaba y que sí lo iba a hacer.

– Vos te lo volviste a encontrar a él en las calles, desde mitad del año pasado mientras vivías esta situación.
– Si, varias veces, en varias oportunidades y me seguía molestando. Seguí radicando las denuncias, me iba a fiscalía, volví a hacerla de vuelta a la policía, pasaban por ahí cuando venían. Yo presionaba el botón cada vez que venía, y cuando llegaban al lugar él ya se había ido.

-Muy lenta la respuesta. Ante esta situación, digamos él en esas veces que ¿se volvió acercar a vos, se volvió a acercar hasta tu domicilio particular inclusive?
– Correcto, varias veces, hasta ahora pasa. Pasa con el auto de la señora de él. O sea, la ex y actual señora. La señora esta que tenía, cuando estaba conmigo él no estaba con la señora, tiene un hijo con ella y ahora regresó con ella. O sea, está bien, que haga su vida pero que me deje en paz. Que siga en lo suyo, yo no lo molesto. Estoy de acuerdo que siga su vida, tranquilo, pero que me deje vivir la mía, que me deje trabajar tranquila, que no me moleste ni a mi ni a mi familia porque ella no tiene nada que ver con la historia esta. Es entre mi y el nada más. Mi hija no tiene porque pasar por algo, en cosas que no corresponde.

– Cuando vos apretabas el botón antipánico y llegaba la policía y se volvían a suceder las mismas situaciones de volver a apretar el botón y tenia que volver a aparecer ¿Qué respuesta te daba la policía de por qué llegaban tarde, de por qué él seguía llegando a tu domicilio, seguía llegando cerca de ti, qué crees que necesitas además del botón antipánico ¿crees que es totalmente ineficiente porque total cuando llega la policía ya se va y se puedo volver a acercar a vos?
– Exactamente, hasta que llega la policía tardan un buen rato porque tiene que ver donde está tu ubicación. Primero presionas el botón, te llaman y la policía pregunta ¿presionaste el botón? Y ahí recién vienen. Cuando llegan, ya esta persona no está más. Ya se fue ya viste, lo único que buscas con las cámaras, lo único que se puede hacer. Pero las veces que lo hice, me dijeron no, tenes que seguir presionando el botón, seguir denunciando. Yo ya no se cuantas denuncias hice, y estamos en la misma situación.

-Y cuando a él lo excarcelaron, qué respuestas te dieron desde fiscalía, desde el juzgado, de por qué este psicópata sexual anda libre por el pueblo digamos.
-Y ellos me dicen que es porque él pagó. Le pagó al abogado para que lo saquen, eso es lo que me dicen, esa es la dura y pura realidad. O sea, la plata habló más fuerte que lo que es el riesgo de vida de una persona. Ahí vamos de vuelta a la parte que decía desde un principio, a veces la plata habla más y no debería ser así, ellos deberían ver el riesgo de la persona y después ir por otra parte. Pero viste como es nuestra justicia, es bastante jodida.

– Si tuvieras que dar algún mensaje, a una chica o alguien que está viviendo en estos momentos la misma situación o si quisieras dejar un mensaje sobre lo que vos viviste, ¿Cuál sería Sonia?
– Bueno, en primer lugar, es que cuando empiezan a salir con una persona, todos son buenos, son los mejores hombres del mundo, no digo que todos sean iguales, no es así las cosas. Pero lo que sí, cuando empezas a salir con alguien y te empieza a decir “mira, no te pongas eso, no te pongas ese short porque es muy corto, esa calza te apreta mucho, no quiero que salgas con fulano porque… no quiero que vayas a cenar con ese tu alumno porque… o vayas a tal parte porque sino te armo un escándalo. Son todos artes que utiliza al querer dominarte, por decir. Y si vos cedes, ahí ya estas bajo de sus alas por decirte, él ya estaría dominando. Que no cedan, obvio que cada persona sabe lo que vestirse, cómo vestirse, cómo ser todo, pero como te digo, la ropa no es lo que dice: mira, la persona es lo que viste. No es así, la persona debe darse respeto, y la persona que está a tu lado te tiene que valorar y respetarte como realmente vos no vas a estar haciendo macana por usar short corto. Porque iba a trabajar con short, también era un problema porque llevaba short. Esos son los puntos principales que tiene que ir teniendo en cuenta, la manipulación empieza de ahí, y después bueno ya está, listo, y te empieza a usar como te dije. Te acostas a dormir, no ves que tenes a la persona que está ahí a tu lado, o sea, vino a tu casa, entró y te sacó foto, porque tiene la llave, y vos ni enterada estas que tenía fotos y con eso te va a amenazar, que te va a extorsionar todo el tiempo. Ese es mi mensaje, que traten de ser astutas, y que todos los hombres no son iguales, pero que traten de ir de a poco. No dejarse manipular por estos.

– Hay alguna, desde el intendente o algún dirigente en funciones, se comunicó con vos, te dio alguna explicación o te está ayudando a seguir el caso.
– Si, la parte de la intendencia sí estuvieron, me preguntaron cómo estaba, si qué necesitaba, estuvieron ahí, porque a parte él era un funcionario público. Era un inspector de tránsito, o sea en ese momento todavía ejercía como inspector. Cuando le fueron a atrapar justamente fue cuando se presentó a trabajar, porque ya no es la primera causa, lo mío es algo que ya le pasó algún tiempito atrás con otra chica, acoso sexual, y quedó en la nada porque la chica se cansó, y así varias oportunidades, varias quejas de lo mismo. Y como te dije, la dirección por parte de la mujer estuvo, y me está conteniendo hasta ahora, la parte psicológica. Estoy muy agradecida con ellos, por esa parte.

– Y el proceso entonces cómo seguiría, ¿él está encarcelado, está totalmente libre, y vos seguís radicando denuncias sin ningún tipo de respuesta? Si alguien desde Alem, desde el gobierno de Misiones nos está escuchando, para tu caso o para casos parecidos donde la mujer siempre denuncia, y después lamentablemente ya es muy tarde, o desestiman la denuncia porque se cansan de denunciar y no hay una respuesta ¿qué te gustaría decirles, que mensaje te gustaría dejarles o que solución necesitas vos el día de hoy?
– Sinceramente, yo quería que le dieran más, o sea un poquito más de profundidad en la parte cuando haces la denuncia, radicas y mostrás pruebas también, como en mi casa y en muchos casos de mujeres también. Que traten de hacer un poco más de justicia, sino de golpe empezás a encontrar mujeres, hay muchos femicidios como habrán escuchado, que terminan, que la encuentran después caídas muertas o todas golpeadas, qué es porque no se hizo justicia. Si uno está radicando la denuncia, presenta pruebas, es porque realmente la persona es peligrosa, y no porque es una nomás sino varias de ese mismo hombre. Es un riesgo andar circulando por la ciudad, o por donde esté andando, con todos los casos que tiene. Y con lo que él me hizo a mí, el pueblo entero sabe, el pueblo entero me estuvo llamando, mucha gente, y diciendo “mira Sonia, estamos a tu lado, sabemos quién sos vos, y eso es algo que no se hace. Lo que hizo esta persona, no se hace”. Tengo mucha gente conocida, gente que me va a sacar realmente adelante. Yo directamente, cuando me pasó todo eso, o sea quedé muy muy mal. Me llamaron acá en la psicóloga, de parte de la jueza y me preguntaron si me estaba medicando, yo le dije no, yo no necesito medicamentos. Yo estoy consciente de que no hice nada malo, la persona que lo hizo es él, no fui yo. O sea, de una dije no soy yo. Porque si yo decía, no yo hice, bueno ahí sí, quizás no sé si estaría hablando con vos hoy, quizás estaría por el piso, pero no. Levanté mi cabeza y seguí adelante, porque tengo dos hijos para criar y educar. Tengo un trabajo y una reputación, y donde yo llegué con mi empresa lo que tengo que seguir, porque estoy prestando un servicio para el pueblo y no me avergüenzo de la persona que soy, sino de la persona que es él y de lo que él hizo. Julio Cesar Amaral se llama el señor, y está afuera, circulando como si nada. Con varias denuncias. Está ahí fuera, como te dije, pasa por mi casa, por mi trabajo, donde está el estacionamiento, molesta, y está fuera. Y lamentablemente así está.

 

Desde Las Lisas, nos queda muy claro que vizibilizar estos cosos es importante y fundamental para bajar todo un sistema que apaña y acompaña acosadores, violentos y violadores, y por sobretodo asesinos. Los cubren, los liberan, los dejan seguir matandonos y acosandonos. Desde Las Lisas, pedimos el accionar de los dirigentes, de las autoridades, hay un acosador con denuncias hechas circulando en su ciudad. ¿Están esperando que sea muy tarde?

Escucha Las Lisas, todos los viernes desde las 17hs por MEGA 98.1

3 Shares:
1 comment
Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

You May Also Like